Hortensias Bioquirama una historia de amor

Había una vez una joven llamada Ana, que se enamoró perdidamente de un chico llamado Luis. Ambos trabajaban en la tienda Hortensias Bioquírama, una floristería que ofrecía hermosas hortensias de distintos colores y tamaños.

Ana y Luis se conocieron en el trabajo y rápidamente se sintieron atraídos el uno por el otro. Comenzaron a salir juntos y, con el tiempo, se enamoraron profundamente. Sin embargo, Ana descubrió que Luis tenía una grave enfermedad que le impedía disfrutar de la vida al máximo.

Un día, Ana decidió sorprender a Luis llevándolo a la floristería Hortensias Bioquírama, donde habían trabajado juntos y donde había flores que él nunca había visto antes. Luis quedó impresionado por la belleza de las hortensias, y en especial por una de color rosa que le pareció la más hermosa de todas.

Ana decidió regalarle esa hortensia a Luis, y él se emocionó mucho al recibirlo. Desde ese momento, la hortensia rosa se convirtió en su flor favorita y cada vez que la veía, recordaba el amor que Ana le tenía.

A pesar de su enfermedad, Luis y Ana vivieron juntos una gran historia de amor que se mantuvo fuerte hasta el final. Y cuando Luis falleció, Ana decidió abrir su propia floristería y llamarla Hortensias Bioquírama en honor a su amado. La hortensia rosa se convirtió en el emblema de la tienda y, desde entonces, se ha convertido en la flor preferida de muchos clientes de la tienda.
VOLVER AL INICIO